miércoles, 8 de octubre de 2008

Tiempo perdido

Momo (1973)«Esos relojes no son más que una afición mía. Sólo son reproducciones muy imperfectas de algo que todo hombre lleva en su pecho. Porque al igual que tenéis ojos para ver la luz, oídos para oír los sonidos, tenéis un corazón para percibir, con él, el tiempo. Y todo el tiempo que no se percibe con el corazón está tan perdido como los colores del arco iris para un ciego o el canto de un pájaro para un sordo. Pero, por desgracia, hay corazones ciegos y sordos que no perciben nada, a pesar de latir».

Momo (1973)
[Extracto del libro escrito por Michael Ende]

Enlace permanente

PensadorMichaelEnde

······Entradas relacionadas:


1 comentarios:

Angol Malalcahuello dijo...

Bayo, estoy leyendo este libro y a punto de terminarlo. Un gran amigo me lo prestó. La verdad es que es un magnífico libro.

La mayoría de los seres humanos no tenemos claridad del indescriptible valor que tiene el tiempo propio, y mucho menos aún, del valor que tiene el tiempo de los demás.

No dejemos que nos roben nuestro tiempo. No lo vendamos. Regalémoslo a nuestros amigos, a nuestros hijos, a nosotros mismos. Disfrutemos la vida sin límites. Juguemos como niños, "perdamos" mucho tiempo en nosotros y en los demás, para ver si alcanzamos a ver el verdadero sentido de vivir la vida.