viernes, 5 de febrero de 2010

La ciencia representa la fuente de información más precisa y confiable que hay

Dios está en el cerebro (2008)«Pero si la ciencia está basada en simples probabilidades (y no en certezas), ¿por qué deberíamos depositar tanta fe en ella? ¿Por qué asumir la ciencia con tanta convicción? El motivo es que aunque el conjunto de las ciencias puede basarse en probabilidades, representa la fuente de información más precisa y confiable que nos haya ofrecido hasta ahora método, sistema, o paradigma alguno. Aunque un meteorólogo puede hacer un pronóstico del tiempo errado en algunas ocasiones, ¿con qué frecuencia recurrimos a un sacerdote, chamán o adivino para saber qué clima hará mañana? Aunque el método científico puede basarse en simples probabilidades y ser por lo tanto imperfecto, ha demostrado ser, una y otra vez, la fuente de información más confiable y precisa que tenemos».

Nota del autor del blogPubliqué especialmente hoy este extracto para presentarles el blog científico DocuCiencia y validar mi participación en su Concurso DocuCiencia 1er Aniversario (uno de los requisitos para participar es hacer una entrada que mencione el blog y el concurso). Los ganadores de este concurso recibirán material audiovisual (documentales y programas) y escrito (revistas y libros) sobre temas tan interesantes como el medio ambiente, la evolución, el escepticismo y la astronomía. DocuCiencia, aparte de haber confeccionado un concurso tan destacable, merece ser visto y difundido, sobre todo porque recopila los mejores documentales científicos que hay... y si la ciencia, que como dice Matthew Alper representa la fuente de información más precisa y confiable que nos haya ofrecido hasta ahora método, sistema, o paradigma alguno, es presentada a través de un medio tan atractivo como el documental, existen altas posibilidades de entenderla, de pasar gratísimos momentos y de obtener información indispensable para desenvolverse mucho mejor en la vida.

Dios está en el cerebro (2008)
[Extracto del libro escrito por Matthew Alper]

Enlace permanente
PensadorMatthewAlper

······Entradas relacionadas:


8 comentarios:

Jack Rational dijo...

Hola Bayo. No puedo estar más de acuerdo con el título del artículo.

La ciencia no confía en el cerebro humano (ya que todos nos hemos equivocado, incluso Newton y Einstein) sino que exige evidencia, y la comprobación independiente de las hipótesis.

Además premia a los "que refutan convincentemente creencias establecidas", como dice Carl Sagan en el artículo "10.- De cómo el método científico se protege de los errores", que publiqué en mi blog hace un tiempo.

Saludos!

Bayo dijo...

Hola Jack:

Gracias por mencionar tu artículo. Lo leí y lo encontré genial (no hay nadie que supere a Carl Sagan en cuanto a transmitir la ciencia y, en general, todo).

Saludos.

Bayo

KrizalidX1 dijo...

sin embargo es la que ofrece mas incertidumbre tambien,por eso la mayoria prefiere aferrarse a las pseudociencias

salu2

Carlosdu dijo...

Confirmo tu información. Un blog imprescindible con grandes aportes audiovisuales.

Suso dijo...

Hola Bayo!!

Coincido con Jack: un título perfecto para un grandísimo post...

Pero quería, de paso, reivindicar la figura de Isaac Asimov como el gran divulgador de ciencia del siglo XX. No es que no me guste Sagan, pero a mí personalmente me han influido más los textos de Asimov (no las novelas, los ensayos o recopilaciones de sus artículos...) que los vídeos de Sagan.

Aunque seguramente a ellos les haría gracia que polemizáramos sobre quién es más grande!! Cada uno, a su manera y con sus medios, debe ser considerado genial.

Un saludo!!

Jack Rational dijo...

Hola Suso. Concuerdo contigo, aunque comparar libros con videos quizás no sea justo. No sé si has leído libros de Sagan.

Respecto de Asimov, considero que su libro "Nueva guía de la ciencia. Ciencias físicas" debiese ser lectura obligada en los colegios y universidades. En lugar de limitarse a hacer afirmaciones y a presentar fórmula tras fórmula, explica cómo se llegó a esa conclusión, mostrándole a los lectores que nada es perfecto o inmutable, y que todas las teorías están sujetas a revisión.

Al estudiar el cómo y el porqué se incentiva la formación de nuevos científicos. Lo contrario lleva al aprendizaje mecánico de fórmulas y recetas, una enseñanza de la ciencia que guarda un cierto parecido con la enseñanza de la religión, y que le quita su atractivo intelectual.

Saludos.

Bayo dijo...

Hola:

Yo sólo he leído las novelas de ciencia ficción de Isaac Asimov y lo considero "Dios". ¡¿Cómo será cuando lea los libros a los que se refiere Suso?!

Saludos.

Bayo

bender dijo...

Lo malo es que la ciencia se basa en estadisticas y probabilidades, trabaja sobre los percentajes mayores pero olvida pequeños sectores que no responden a los mismos criterios que la mayoria.