martes, 25 de mayo de 2010

Las pruebas a favor de la evolución son abrumadoras

¿Tenían ombligo Adán y Eva? (2001)«No tengo muy claro por qué me interesé en el desenmascaramiento de la falsa ciencia. Pudo tener que ver con mi desencanto con las opiniones de George McCready Price. Price era un adventista del Séptimo Día sin estudios, y durante un breve período de mi adolescencia me tomé en serio sus numerosos libros, en los que defendía la idea de la creación en seis días y la teoría del diluvio para explicar los fósiles. Cuando asistí a clases de biología y geología en la Universidad de Chicago me di cuenta por fin de que Price estaba equivocado y de que no era más que un zopenco que daba risa.

En cualquier caso, después de comprobar que las pruebas a favor de la evolución son tan abrumadoras como la "teoría" de que la Tierra gira alrededor del Sol —cuando las teorías se confirman de forma irrebatible se convierten en "hechos"—, escribí un artículo titulado "The Hermit Scientist" (“El científico ermitaño”), que se publicó en la Antioch Review. Un amigo del instituto, que se había hecho agente literario en Manhattan, me convenció de que ampliara el artículo hasta transformarlo en un libro, que él se encargó de colocar en Putnam. Se tituló In the Ñame of Science y no tardó en convertirse en resto de edición, pero Dover lo recuperó, y en su edición de bolsillo se convirtió en uno de los primeros éxitos editoriales de Dover. Sus ventas se debieron en gran medida a los continuos ataques que recibía por parte de los invitados al programa nocturno de radio de Long John Nebel, el precursor de Art Bell. El programa de Bell, como el de Nebel, debe su popularidad a los chiflados que entrevista.

Mi libro sobre la seudociencia animó al filósofo Paúl Kurtz a ponerse en contacto conmigo; y junto con el mago James Randi, el psicólogo Ray Hyman y el sociólogo Marcello Truzzi, organizamos el grupo que en 1976 se convirtió en la CSICOP. Tengo otros muchos intereses, más importantes que la seudociencia, pero este tema ha proporcionado material para cuatro antologías: Science: Good, Bad and Bogus; The New Age; On the WUd Side y Weird Water and Fussy Logic. Éste es el quinto de la colección. No espero que ninguno de dichos libros, y tampoco éste, altere la manera de pensar de nadie, pero si alguna vez ayudan a un lector receptivo a descartar una creencia insensata, habrán servido para algo más que para proporcionar entretenimiento y risas a los escépticos».

Nota del autor del blogPubliqué este extracto porque varios blogs están haciéndole homenajes a su autor (murió hace 3 días), y, debido a eso, supe de su existencia. En una parte del libro (que pude descargar de internet) hay una recopilación de pensamientos muy interesantes sobre este divulgador científico y filósofo de la ciencia; por ejemplo, el de Arthur C. Clarke: "Martín Gardner es un tesoro nacional, y ¿Tenían ombligo Adán y Eva? debería ser de lectura obligatoria en todos los institutos y en el Congreso. No me cabe duda de que mantendría a raya la actual oleada de chifladuras acerca de los ovnis, la Cienciología, el creacionismo y cuestiones similares".

¿Tenían ombligo Adán y Eva? (2001)
[Extracto del libro escrito por Martin Gardner]

Enlace permanente
PensadorMartinGardner

······Entradas relacionadas:


3 comentarios:

emejota dijo...

Es curioso, por Europa me parece que se hace menos caso a los creacionistas, al menos desde mi catalejo. No significa que no existan, sino que se ignoran bastante, al menos eso me parece. Un abrazo.

Piedra dijo...

A mi todos estos divulgadores científicos metidos a filósofos, no me terminan de convencer.
Racionalmente, nadie puede convencerme de que somos solo carne y mucho menos adoctrinarme en ello.
Es evidente en casos como este de Adan y Eva que la racionalidad, el escepticismo y el método científico deben prevalecer ante estas barbaridades, pero no debemos dejar que nos impongan un modo de pensar que no es propio de nuestra especie, no debemos dejarnos robotizar, no debemos permitir que nos nieguen el derecho a creer en los duendes, o dejaremos de ser humanos.
La vida es y debe ser algo mas que trabajar y triunfar en todo sobre todos, somos mas que eso, o debemos aspirar a serlo.

JOSE JAVIER dijo...

El problema con los ignorantes, es, que por regla general les encanta serlo.