lunes, 19 de noviembre de 2012

Hay mitos que pueden ser muy tranquilizadores, pero no por eso dejan de ser mitos

«Joe: Voy al hospital y visito a niños enfermos. Hace dos días estaba junto a la cama de un niño a punto de morir. Su madre y su padre murieron en un accidente de carro. Él estaba a punto de morir también. Y me preguntó si el Cielo existía de verdad. Yo le dije: "Sí, existe. Es donde tu mami y tu papi están".

Como una hora más tarde, él murió con una sonrisa en su rostro.

¿Qué le hubieras dicho en mi lugar... "Perdón, niño, no hay evidencia"?

Gavin: No. Tal vez le hubiera dicho exactamente la misma mentira que tú.

Pero, Joe, te diré una cosa que estoy seguro que no hubiera dicho, y es: "Lo siento, niño. Te vas a ir al Infierno si no te has bautizado"».

Parte de una conversación que se da cuando Joe (fanático religioso) y Gavin (ateo) se juntan a hablar sobre "filosofía".

The Ledge (2011)
[Extracto de la película]

Enlace permanente

······Entradas relacionadas:


2 comentarios:

Mikel Itulain dijo...

Una interesante apreciación, hecha a un fanático religioso.
Estas valiosas enseñanzas rara vez las veremos en los llamados medios de comunicación, los que pertenecen a las corporaciones.

Vicent dijo...

Yo creo que las religiones han hecho mucho mal, desde la inquisición de la Edad Media hasta los talibanes, pero la espiritualidad es algo que no se puede negar a nadie, yo no he contado nada de mis experiencias, eso sí, intransferibles, de mi realidad, lo que pasa es que defiendo en mis escritos que hoy estamos regidos por la realidad del amo, pero no muy diferente forma a ayer, cuando se mataban brujas por tener percepciones diferentes de la realidad del amo, que en aquel momento le interesaba que la gente siguiera unas reglas y pautas muy estrictas y la religión era su arma o su herramienta, yo intento defender la individualidad de mi realidad, que le puede asegurar, es muy diferente a la que se me dicta desde la ciencia o desde la religión, porque es ¿mía? digamos que defiendo la libertad a la percepción diferente.
Y efectivamente yo también le diría que están allá, si no sería un cruel, porque en el fondo todo es como queremos, en cierta manera.
Los fanáticos van movidos por una intención de odio, la intención es la verdadera verdad de las cosas, y el odio a lo diferente les marca, en fin que es lo mismo un dictador que un fanático religioso o una persona, a otro nivel que no acepte la individualidad del que tiene al lado, hay en castellano una frase que dice: hacer y dejar hacer, esa es mi máxima.

Un abrazo desde España con un buen deseo para este año que se va ya.

Vicent