lunes, 25 de noviembre de 2013

Las religiones retrasan el progreso de la ciencia

«Didier:: Porque esos desgraciados han estado atrasando todo por años.

¿Pero con qué derecho lo hacen?

Se hacen llamar pro-vida.

La tecnología para asesinar gente no tiene límites, pero la tecnología para curarlas, es una historia diferente. Porque los embriones crecerán fuera del matrimonio. Embriones del tamaño de la cabeza de un alfiler. ¡Bastardos hipócritas!

¿Pro-vida? ¡Mis bolas, hijo de puta!

¡Montón de fundamentalistas extremos!

¡Métanse su cruz en el culo!

Junto con su cerebro. ¡Por el amor de Dios!

Elise: Didier...

No.

Didier: Maldita sea, Elise.

El mundo entero está obsesionado con la religión. ¡El mundo entero se ha vuelto loco! Y tú también».

Conversación entre Didie y Elise —los protagonistas de la película—, mientras en la televisión se señalaba que el presidente de Estados Unidos, George W. Bush, había ejercido su derecho a veto para rechazar una ley aprobada por el senado que ampliaba los fondos públicos para la investigación con células madre embrionarias (hecho ocurrido en julio de 2006).

Alabama Monroe (The Broken Circle Breakdown) (2012)
[Extracto de la película]

Enlace permanente

······Entradas relacionadas:


3 comentarios:

Laura Ortega dijo...

Más que las religiones, han sido los mandamases de éstas los que a menudo han retrasado el avance de la ciencia, ¡y eso que dicen velar por el bien del ser humano! Es lo que tiene ser dogmático frente a procurar llegar a la verdad por la razón.

Bvjovies dijo...

Muy buena película, gracias por sugerirla.

Vicent dijo...

Mire, le voy a hacer un símil entre pueblo y gobierno versus espiritualidad y religión:
El pueblo tiene un sentir porque está en el discurso histérico un 80 % de la población, que es el que disfruta del saber, mientras que las pocas personas que están en el discurso del amo, un 10% y del capitalista, otro 10 % saben que han de coger el saber o el "sentir" de ese 80% del pueblo y dirigirlo hacia las metas que ellos se proponen como amos, y que están movidas por intereses particulares que vienen de que ellos disfrutan o de la explotación de las plusvalías o de mandar, discurso capitalista o del amo, y así dirigen ese sentir de una forma interesada.
En la espiritualidad y la religión pasa exactamente lo mismo, la espiritualidad es tomada por los religiosos (no los curas verdaderos o teólogos de raza sino por los politicos de la espiritualidad, lo que Cristo llamó la "piedra" de Pedro) y forman la estructura político-militar de la espiritualidad, es decicr, la religión, el re-ligare, el que crea normas. Pero la espiritualidad es otra cosa. Créame.

Vicent